El recordatorio de Jehová es fidedigno, hace sabio al inexperto (Sal. 19:7).

Hoy día tenemos razones de sobra para confiar en los recordatorios de Jehová, los cuales se hallan en su infalible Palabra, la Biblia (Jos. 23:14). En sus páginas podemos leer cómo Dios ha tratado a la humanidad imperfecta a lo largo de miles de años. Todos estos relatos se registraron para nuestro provecho (Rom. 15:4; 1 Cor. 10:11). También podemos ver el cumplimiento de profecías, que son como recordatorios dados de antemano, pues nos recuerdan que Jehová siempre cumple lo que promete. Un ejemplo es que, tal como se predijo para “la parte final de los días”, millones de personas se han unido a la adoración verdadera (Is. 2:2, 3). Además, la Biblia profetizó que este mundo iría de mal en peor, y eso es justo lo que está pasando. La difusión mundial de las buenas nuevas también es un claro cumplimiento de las palabras de Jesús (Mat. 24:14). Nuestro Creador nos ha dado un sinfín de pruebas para confiar en él. ¿Confiamos en sus recordatorios? w13 15/9 1:19, 20