Escójanse a quién quieren servir (Jos. 24:15).

Cada testigo de Jehová debe decidir por sí mismo lo que hará con su vida. Por eso, joven, nosotros no podemos decirte que te cases o no, ni con quién, ni qué empleo buscar. ¿Elegirás un empleo que no exija mucha preparación? Algunos de ustedes, queridos hermanos jóvenes, viven en pueblos pobres; otros, en ciudades prósperas. Todos varían en personalidad, capacidad, experiencia, intereses y metas espirituales. Así lo ilustra el caso de Moisés: él tenía todas las oportunidades que ofrecía la corte, mientras que otros hebreos no eran más que esclavos (Éx. 1:13, 14;Hech. 7:21, 22). Pero Moisés tomó la decisión correcta (Heb. 11:24-27). Jehová te ayuda a tomar decisiones sabias en tu juventud. Te da consejos en forma de principios que puedes aplicar a tus circunstancias particulares (Sal. 32:8). Además, tus padres creyentes y los ancianos de la congregación te pueden ayudar a ver cómo poner en práctica tales principios en tu vida (Prov. 1:8, 9). w14 15/1 3:7, 8

Anuncios