Ha llegado la hora del juicio por [Dios] (Rev. 14:7).

Una vez que la religión falsa sea aniquilada, la bestia salvaje —el sistema político de Satanás— será instigada a atacar al Reino de Dios. Como el cielo está fuera de su alcance, los reyes humanos descargarán su ira contra los siervos terrestres de dicho Reino. Pero el desenlace ya está escrito (Rev. 16:13-16; 17:12-14). Daniel predijo lo que sucederá en esta decisiva batalla (Dan. 2:44). La bestia salvaje de Revelación 13:1, su imagen y la bestia de dos cuernos serán destruidos. Cuando la religión falsa sea aniquilada, la potencia mundial predominante será la angloamericana. No olvidemos que las profecías de Daniel y Juan se han cumplido hasta el más mínimo detalle. Así pues, podemos estar seguros de que el fin de la religión falsa y la batalla de Armagedón están muy cerca. En efecto, Dios nos ha revelado lo que va a ocurrir en el futuro. ¿Prestaremos atención a las profecías? (2 Ped. 1:19.) ¡El momento de ponerse de parte de Jehová y apoyar su Reino es ahora! (Rev. 14:6, 7.) w12 15/6 2:18, 19